GRUPO DE ORACIÓN

¡Cuántas veces nos damos cuenta de que nos proponemos alcanzar objetivos con los que mejorar nuestra vida de cristianos y no lo conseguimos!
No es un fracaso. Es que no contamos con el Señor. En el salmo 126 podemos leer: «Si el Señor no construye la casa, en vano se cansan los albañiles».
Sólo el Señor nos transforma, cambia nuestro corazón de piedra en un corazón de carne. Él es la Sabiduría que nos hace saber lo que debemos hacer, la Luz que nos indica el camino y la Fortaleza en los momentos de debilidad.
NECESITAMOS REZAR, PERO MEJOR SI LO HACEMOS EN GRUPO.
Desde hace más de 10 años nos venimos reuniendo los martes cada 15 días a las 21,30h. en la Parroquia.
No importa la situación personal de cada uno (joven, adulto, casado, soltero, viudo, ni el tipo de trabajo…) ni por supuesto la edad.
Es un grupo muy flexible. No se adquiere ninguna obligación, ni compromiso. Cada uno viene cuando puede, participa si quiere o si prefiere se mantiene en silencio.
Sólo hace falta tener ganas de rezar y estar un rato con el Señor
Sólo Él es el que nos hace vivir con esperanza y alegría y hace por nosotros lo que nosotros no sabemos hacer.
¡OS ESPERAMOS!